Per il sogno della farfalla

Bichología, y lo que vendrá al tercer año.

Posted on: Martes 10 enero 2006

Me doy el lujo de jugar…
ociosamente juego a ser esto, a ser aquello…
juego a que han pasado ¡¡5, 10, 15, 20 años!!
me imagino lugares, cosas situaciones.
escapo del mundo. Del mundo que ahora se me presenta
y me imagino con las herramientas que estoy a medio camino de tomar.

Si, tiendo a imaginarme como bioingeniera, doctora, magister y cuanta parafernalia de grados y academia hay. Aunque no sé en que rama, eso es claro, pues aunque la Universidad de Concepción sea la única en Chile donde se imparta la especialidad, no veo muchas herramientas para desarrollarme bien en lo que quería hacer cuando decidí escribir el código 1312 en mi papeleta de postulaciones. Veo tecnología, veo desarrollo, pero el desarrollo anexado a una industria, al mismo sistema del que quería escapar dejando de lado opciones como Medicina, Derecho, Pedagogía… Quería trabajar en un ambiente fructífero tanto humana como profesionalmente; donde no se caiga ni en los vicios de los biologos (egoismo, traición, etc.) como dirían la Pame o Raúl; y donde se pueda jugar con un delantal blanco, un microscopio, una placa, un cultivo, jugar a ser capitan planeta invisible, donde mis ideas e hipótesis meticulósamente formuladas durante los cuatro años de enseñanza media y preuniversitario pudieran volverse realidad y asi muchísima gente pudiera ser feliz.. que no tuvieran que esperar más para ser sanos, rehacer una vida y ser felices después del sufrimiento de algunas patologías terminales. Aunque sea el médico tratante el que reciba los créditos por el trabajo bien hecho, quería estar allí, escondida, sabiendo y sintiéndome feliz por la felicidad de los demás.

¿Será que tan lejos veo ese destino que me fuerzo a soñarlo a cada minuto?. Me he atrasado harto, en ocaciones creo perder el rumbo, se me ocurren mil y una cosas para lograr hacerlo…

Tengo un cable a tierra, es verdad.. Una doctora amorosísima de mi facultad a la que le he agarrado cariño y que siempre aparece en los momentos justos y precisos para darme sus sabios consejos y orientaciones…

¡¡Uy Roxana!! ¡¡ya pasó a tercero!! ¡¡le queda tan poquito!! ¿como se siente?
– Igual, igual… ¡¡jajaja!! me atrasé con unas asignaturas, asi que estoy en una mutación, un limbo, seré una mezcla de ramos de primero, segundo y tercer año increible este año.
¡¡Uy!! ¡¡mi niña!! pero dígame, ¿no pudieron tomar en plev los ramos atrasados?
– No profe, no dictaron plev de esos ramos, los que me atrasaban; sin embargo pude tomar uno de los ramos que no me harían muy agradable el primer semestre.
Que bueno… al menos, ¿Y, en que quedó su pasantía?
– En buenas intensiones. Tenia topones horarios; el laboratorio y las clases tenian el mismo horario asi que tuve que optar por una…
Digame algo Roxanita, ¿sabe ya pa’ donde va la micro?
– Si doctora, lo sé.. o al menos creo saberlo. Pero en la U de Conce no se desarrolla… asi que por el momento solo puedo ver terceras opciones…
¿Terceras? ¿como es eso?
– Quiero trabajar en Clonación de tejidos, o quiero trabajar investigando microevolución, sus bases moleculares.. o en última instancia trabajar en microbiología…
Pero bueno, haga algo astuto. Mire, podría…

y empieza a darme consejos e indicaciones que en el último tiempo he optado por seguir tal como recetario o libro de cocina, paso por paso.
Es como mi segunda mamá en la U, y como no le haré caso, si en realidad no tengo muchas personas a quienes acudir cuando estoy en dudas, la movilidad social tiene costos bastante altos de sacrificio e ignorancia para los principiantes al moverse.

En fín, ahora me arriesgaré a la tercera opción. Microbiología o cariñosamente, “Bichología”.
También podrían llamarseles en forma amistosa “Esas weás que a ustedes les gustan y no se ven” que es la forma en que se refieren los estudiantes de Biología Marina que conozco a las Bacterias. Hay un profe en vista y al que elegí por razones más logisticas que vocacionales: Tengo conocidos en su laboratorio, el profe tiene buen financiamiento en el proyecto, trabaja en el Centro de Biotecnología de la Universidad y como guinda de la torta, el profe es bastante buena gente, tiene buena fama como profesional, buena disposición a atender y es bastante inclinado al autoaprendizaje en el laboratorio, es decir, podría hacer bastantes cosas sola.

En fín… al infinito y más allá… veamos en que quedan las gestiones con el profe…
yo y mis mañas… ¡¡si los bichos son tan lindos!! =0D


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

enero 2006
L M X J V S D
« Dic   Feb »
 1
2345678
9101112131415
16171819202122
23242526272829
3031  

Cajones de Recuerdos

Páginas

A %d blogueros les gusta esto: